Planificación fiscal internacional con Sociedades Anónimas uruguayas

En un mundo cada vez mas globalizado y mas competitivo, es clave para empresas y grandes patrimonios buscar formas de optimizar el aspecto fiscal de acuerdo a sus necesidades. El Uruguay gracias a su internacionalmente reconocida seguridad jurídica, sumada a un sólido sistema financiero, lo hace un excelente opción para estructurar empresas Offshore como Holding o Traders .

Existen tres tipos de Sociedades Anónimas que permiten realizar los tipos de operativas anteriormente descriptos, las Sociedades Anónimas tradicionales, las Sociedades Anónimas de Zona Franca y las Sociedades Anónimas Simplificadas (SAS).

En esta oportunidad nos centraremos en las Sociedades Anónimas tradicionales. Descartamos las Sociedades Anónimas de Zona Franca por su elevado costo operativo y altos requisitos como así también a las SAS por tener un aporte a la seguridad social obligatorio el cual la hace costosa a largo plazo.

La Sociedad Anónima tradicional es la más popular en el Uruguay, pero puede ser utilizada para realizar actividades tanto localmente como en el exterior debido al principio de territorialidad aplicable en el país. En la medida que la empresa no obtenga rentas ni tenga activos en el territorio nacional, no pagará tributos salvo el Impuesto a la Constitución de Sociedades Anónimas (ICOSA).


Aspectos Fiscales


La Sociedad Anónima debe abonar un impuesto anual al control de las Sociedades Anónimas (ICOSA), que asciende a USD 500 al año aproximadamente.

Tal como comentamos anteriormente, en la medida que la sociedad no tenga rentas ni activos en Uruguay no pagará impuestos, pero deberá presentar declaraciones juradas anuales ante la Dirección General Impositiva (DGI) y tener una contabilidad de acuerdo a las Normas Internacionales Financieras.

En caso de realizar Trading Internacional de mercaderias o de servicios, cuyo origen y destino no sean el Uruguay, podrá optrar por un regimen ficto de tributación (Resolución 51/97) donde la alícuota de impuesto a la renta a pagar será del 0,75%.


La venta de las acciones de la Sociedad Anónima están gravadas con el Impuesto a la Renta de los No Residentes (IRNR) a la tasa del 2,4% sobre el monto del contrato de compraventa de las acciones.


Funcionamiento Práctico

A pesar de que es posible adquirir una Sociedad Anónima desde el momento de su formación, lo que habitualmente sucede en la práctica es la adquicisión de sociedades ya constituidas que no hayan tenido actividad previa. Esto se debe a que el proceso completo de formación puede llevar mas de 90 días en culminarse. La adquisición de una S.A. ya constituida permite iniciar sus actividades practicamente de inmediato.


El capital de la sociedad puede pertenecer en su totalidad a uno o mas accionistas, que pueden ser tanto personas físicas como jurídicas residentes o no residentes de Uruguay.


Tanto si las acciones son Nominativas o al Portador, deben comunicarse los beneficiarios finales (personas fisicas) al Banco Central del Uruguay en cada modificación de la titularidad de las acciones. Dicha comunicación no tiene carácter público por lo que ninguna persona podrá solicitar información salvo orden judicial debidamente justificada.


La representación de la Sociedad estará a cargo del Directorio, el cual podrá estar integrado por una o más personas físicas o jurídicas residentes o no residentes del Uruguay. El Directorio podrá reunirse en el país o en el extranjero, con la frecuencia que se crea conveniente y obligatoriamente cuando lo imponga el estatuto.


Las sociedades deben realizar por lo menos una Asamblea Ordinaria de Accionistas anual que apruebe el balance, decida sobre el destino de las utilidades y designe directores, salvo que en este último caso el estatuto prevea períodos más largos para el ejercicio del cargo de director. Las Asambleas de Accionistas deberán llevarse a cabo en Uruguay, pudiendo los accionistas ser representados por simple carta poder.


Ambitos de aplicación


Las Sociedades Anónimas uruguayas son una excelente herramienta sumamente útil a empresas multinacionales para realizar operativas de trading o intermediación internacional entre terceros países. La gran ventaja es el bajo nivel de imposición a la renta que tiene y el alto grado de reconocimiento ante otros fiscos para justificar su operativa.


Es útil también para actividades como realización de cobros y pagos en el exterior originados por diferentes motivos, tales como prestación de servicios, asesoramientos, comisiones, etc., a los efectos de concentrar las ganancias en la Sociedad Anónima y disminuir los tributos a ser abonados.


En lo que refiere a propiedad intelectual, las Sociedades Anónimas son una excelente forma de mantener la titularidad de una marca o patente que es licenciada a diferentes sociedades, concentrando las regalías en la Sociedad Anónima de modo de disminuir el impuesto que se abona sobre estas.


Para el caso de inversiones en activos, ya sea en bienes inmuebles en el exterior como en portafolios de inversiones financieras, las Sociedades Anónimas son una gran herramienta para reducir o diferir impuestos en el país de origen de una forma legal.


A los efectos de evitar normas sucesorias, las acciones al portador de la Sociedad Anónima le permiten ser propietaria de un inmueble por ejemplo y transmitirlo libremente. Además al no existir una transmisión hereditaria se evita el impuesto a las herencias. Un efecto similar se puede lograr en caso de disolución de la sociedad conyugal.



Por mas información escriba a consultas@gro.com.uy


Para recibir mas contenido síguenos en Instagram grocontadores_uy



Entradas recientes
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • LinkedIn - círculo blanco

2021 © GRO Consultores & Asociados . Todos los derechos reservados